El Lobo mexicano vuelve a la vida

La Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales del Gobierno de México ha comunicado recientemente que el Lobo mexicano había abandonado el status de extinto en su medio silvestre gracias a los esfuerzos de recuperación iniciados por el país desde 2007.

Declarada como extinta en su medio natural desde los años 70 del pasado siglo, la especie ha podido ser reintroducida en Sonora y en Chihuahua gracias a la cría en cautividad que se ha realizado en EEUU. La especie ocupó tradicionalmente los estados de Sonora y Chihuahua, y se distribuía hasta el oeste de Texas, sur de Nuevo México y centro de Arizona. En realidad, es una subespecie del lobo gris, denominada Canis lupus baileyi.

A finales del 2013 se liberó la primera pareja reproductora que tuvo camada al año siguiente. Tras más de 30 años extinta, la especie volvía a reproducirse en su medio natural. Hasta hoy, más de treinta ejemplares han nacido ya libres pertenecientes a las más de 9 camadas registradas.